*

*

Seguir

domingo, 22 de febrero de 2015

Homenaje al ‘coronel Xanti’, comisario político de Durruti y fundador del XIV Cuerpo de Guerrilleros de la República

Estatua y monumento dedicado a Jadzi Omar Mámsurov, ‘coronel Xanti’
 inaugurados el pasado lunes en el Parque de la Solidaridad de Fuenlabrada (Madrid)
 / CP

Cuartopoder - Raimundo Castro 15/2/15

El suyo es un nombre imprescindible en el conocimiento de la historia de la guerra civil española porque fue un coronel destacado de los servicios secretos de la URSS, el famoso Departamento Central de Inteligencia (GRU), que resultó decisivo en la defensa de Madrid, no sólo como comisario político de Buenaventura Durruti, sino como preparador de los primeros guerrilleros del Ejército Popular de la República y además, algo poco conocido y sin embargo singularmente relevante, el hombre que inspiró los métodos y los personajes que Ernest Hemingway recogió en su espléndida novela ¿Por quién doblan las campanas?.
 
El osetio-alano Jadzi Omar Mámsurov, conocido entonces por su nombre de guerra, coronel Xanti, fue de los primeros voluntarios soviéticos que acudieron a luchar a Madrid tras el golpe de Estado del general Franco y el inicio de la Guerra Civil y era considerado un hombre imprescindible tanto por el agregado militar de la URSS, el general Wladimir Gorev, como por el teniente coronel Vicente Rojo, a quienes había encomendado la defensa de la capital el propio general José Miaja. Tanto por su labor en España, como anteriormente en la guerra ruso-finlandesa y después en la Segunda Guerra Mundial, acabó siendo un auténtico héroe en toda la Unión Soviética. De ahí la importancia singular que tiene el monumento que se inauguró este lunes, 16 de febrero, en el Parque de la Solidaridad de Fuenlabrada, gracias al esfuerzo de dos asociaciones para la recuperación de la memoria histórica, la española Archivo Guerra y Exilio (AGE) y la Fundación Cultural Azanbék de Osetia del Norte, del investigador de Izquierda Republicana Jesús Fuentes y, cómo no, de la vicealcaldesa por IU de la ciudad madrileña que lo ha promovido y que ayer acudió al acto inaugural en nombre del alcalde socialista, Manuel Robles Delgado.
 
De la relevancia del acto –que además se celebra en esta fecha con motivo del 70 aniversario del fin de la Segunda Guerra Mundial- da buena muestra el hecho de que el actual presidente de Osetia del Norte-Alania (una república caucasiana que forma parte de la Federación Rusa), el descendiente del homenajeado Teimuraz Mámsurov, acudió en persona a la inauguración junto al embajador ruso y otras organizaciones como el Centro de Cultura y Ciencia Rusa en Madrid. Mámsurov ha comentado al diario RIA Novosti:  “Para mí es un honor cumplir con esta misión histórica. En nombre de los residentes de Osetia me gustaría dar las gracias al pueblo español, que recuerda a los héroes que lucharon en el lado del Frente Popular contra el régimen apoyado por la Alemania nazi. En el contexto del resurgimiento del neofascismo, el monumento al combatiente contra la ‘peste marrón’ en Europa manifestará de nuevo la aspiración de todos los pueblos a vivir en paz. Participaré en este acto no sólo como jefe de la república, sino también como un representante de la familia. Para los Mámsurov Haji Omar siempre ha sido un ejemplo para las nuevas generaciones”. También estuvo presente en el acto el nieto del homenajeado.
 
No en vano, la estatua granítica lleva grabado un texto más que significativo en una de las dos columnas que la flanquean: “ …el mensaje de la Patria eterna que dice a todos sus hijos: PAZ, PIEDAD Y PERDON. Manuel Azaña”.
 
Xanti, a petición de Mijail Kolsov, el corresponsal de Pravda que el propio Josep Stalin envió a controlar a los mandos soviéticos en España para que ejerciese como espía personal, se entrevistó con Hemingway para contarle cómo funcionaban los guerrilleros detrás de las líneas franquistas. Contra su voluntad, porque consideraba que no debían revelarse ese tipo de informaciones, accedió a contarle lo que quería saber basándose en la actuación de los guerrilleros extremeños. Y en esas charlas, además, según reveló él mismo años después, le dio las claves de los métodos y los personajes que aparecen en la novela. Aunque uno de ellos, el protagonista Robert Jordan, es mezcla de uno de los citados por Mámsurov, un joven pelirrojo norteamericano que conoció personalmente el escritor y que murió en Bilbao, y de comandante del Batallón Lincoln Robert Hale Merriman.
 
Pese a ser de la GRU, Mámsurov se llevó muy bien con Durruti el poco tiempo que estuvo con él en el frente de Madrid. La que luego fue su esposa, Paulina Abramsom, de origen argentino, fue su traductora en los encuentros y conversaciones con el líder anarquista. Su cuñada, Adelina Kondratieva, fallecida recientemente en Moscú, era la presidenta de la asociación española AGE. Su secretaria general, Dolores Cabra, que también ha sido decisiva en la promoción de la estatua, ha recordado a cuartopoder.es que Adelina fue impulsora del gran homenaje a las Brigadas Internacionales que se celebró en Madrid en 1996, junto al inter-brigadista yugoslavo Lazar Udovicki y el dirigente del PCE Santiago Álvarez. El Gobierno español reconoció su nacionalidad española e incluso su grado de teniente de la Aviación Republicana, donde ejerció como traductora de ruso de los mandos soviéticos.

No hay comentarios: